Sobre la recentralización del Estado o sobre cómo el Gobierno actúa como el perro del hortelano

Caso número 1. El Ministerio de Economía y Competitividad remitió hace unos días al Parlamento Vasco un informe sobre la proposición de ley de vivienda impulsada por el grupo parlamentario del PSE. Siguiendo el ejemplo de la flamante normativa andaluza en la materia, el texto actualmente en discusión en el Parlamento propone que las familias en riesgo de exclusión puedan alquilar la vivienda habitual de la que han sido desahuciadas mediante la expropiación forzosa de su uso a la entidad bancaria. La propuesta también contempla un canon sobre las viviendas desocupadas y propone incluso la imposición de un alquiler forzoso si la vivienda se encuentra en una zona de “acreditada demanda y necesidad de vivienda”.

En su informe, el Ministerio del Señor de Guindos alerta de que la proposición de ley vulnera la distribución competencial entre el Estado y las comunidades autónomas porque la regulación del derecho a la propiedad le corresponde “en exclusiva” al Estado. También infringiría el principio de unidad de mercado porque la norma generaría “un tratamiento desigual entre deudores y entidades de diferentes ubicaciones geográficas”. El Ministerio llega a asegurar que la expropiación forzosa de viviendas vulnera el “principio de proporcionalidad” y discrimina de forma “arbitraria” a determinadas personas jurídicas, en concreto, a las entidades financieras. El Gobierno critica que, de aprobarse, esta norma induciría “a la inseguridad jurídica por su solapamiento con la legislación nacional” desarrollada a nivel estatal desde el comienzo de la crisis, legislación que al parecer a juicio del Ministerio es más que suficiente para evitar los desahucios y proteger el derecho a la vivienda.

Caso número 2. En el mes de julio se publicó en el Boletín Oficial del País Vasco la Orden del Consejero de Salud por la que se regula el procedimiento para el reconocimiento de la asistencia sanitaria en Euskadi a las personas que no tienen la condición de aseguradas ni de beneficiarias del Sistema Nacional de Salud. Esta Orden desarrolla el Decreto del Gobierno Vasco 114/2012, que fue recurrido por el Gobierno central y actualmente está pendiente de resolución por el Tribunal Constitucional. Hace apenas unas semanas el Ararteko criticó al Gobierno Vasco al entender que la nueva Orden deja abierta la posibilidad a denegar la asistencia sanitaria a inmigrantes en situación irregular con menos de un año de empadronamiento en Euskadi. En respuesta a la crítica del Ararteko, el Departamento de Salud no se mostró partidario de revisar el Decreto de 2012 o la Orden de 2013, pero sí se comprometió a emitir una instrucción asegurando que la asistencia sanitaria en Euskadi seguirá siendo prestada de manera universal independientemente de la situación administrativa de la persona que se acerque al centro de salud. La semana pasada se supo que, al igual que hizo con el Decreto 114/2012, la Abogacía del Estado va a interponer un recurso contra la Orden del Consejero por ser contraria al Real Decreto-ley 16/2012, que restringe el derecho a la salud de los inmigrantes en situación irregular.

doctrinaConclusión. Es bien sabido que el Gobierno central no se caracteriza por su voluntad de avanzar en el reconocimiento y protección de derechos sociales como la vivienda o la salud. Sin embargo, lejos de conformarse con hacer caso omiso a estos derechos en el marco de sus competencias, el Gobierno central tampoco está dispuesto a aceptar que la Comunidad Autónoma Vasca, en el ámbito de las suyas, proteja y desarrolle los derechos fundamentales a la vivienda y a la salud de la población residente en Euskadi. Una vez más, el Gobierno da muestras de regirse por la “doctrina del shock a la española”: aprovecha la coyuntura de la crisis y de la austeridad para aplicar e imponer medidas con una fuerte carga ideológica en contra del Estado de bienestar y de la descentralización del Estado. Como el perro del hortelano, el Gobierno central ni come ni deja comer.

Koldo Casla

@koldo_casla

This entry was posted in En CASTELLANO, Human Rights and Social Justice, Puertas adentro and tagged , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s